Merecemos ser Felices..

Articulo compartido el dia Miercoles 24 d3 Agosto del 2016 en el Periódico TRIBUNA

page0035_001

Por todo lo que luchamos, por la ganas, por las lágrimas que se convirtieron en sonrisas.

Porque la vorágine del día a día no nos convierte en rutinarios, y burlamos la normalidad con ganas, con fuerza, con cojones, con ilusión…Porque somos, simplemente, diferentes.

Y porque en nuestros ojos se adivinan sueños, y en nuestro despertar se acuna la curiosidad que hace que cada día sea un día diferente, no un día más…

Siempre pensamos que la felicidad llega  después y entonces los después aparecen en nuestra película de la vida, el después  de terminar la carrera, después de conseguir trabajo, después de casarnos, de tener un hijo, y entonces después de tener otro hijo y así el  después  se convierte en el lastre de una Felicidad postergada.

Crees  firmemente que llegará un día en que serás feliz. Que todo estará controlado entonces, como por arte de magia. Que tendrás el hogar perfecto, la familia perfecta, el aspecto perfecto, el trabajo perfecto… Que podrás anotar esa fecha en el calendario como el primer día del resto de tu vida. Y decide esperar sentado a que llegue.

Hay tres cosas que mueven al mundo, el dinero, el poder y el amor…. Y SOLO LOS ACTOS DE AMOR, pueden marcar la diferencia algún día. Porque entre más amor das, más amor recibes y con ello la FELICIDAD plena.

La felicidad no se posterga  se trabaja, sabiendo que si no puedo cambiar el  mundo,  si puedo cambiar a una persona y esa persona soy  YO,  sé que con ello hare el cambio en mi entorno,  pues es una gran cadena de causa y efecto.

La verdad es que no hay mejor momento para ser feliz que ahora mismo. Si no es ahora, ¿Cuándo? La vida siempre estará llena de luegos, de retos. Es mejor admitirlo y decidir ser felices ahora de todas formas. No hay un luego, ni un camino para la felicidad. La felicidad es el camino y es ahora… atesora cada momento que vives, y atesóralo más porque lo compartiste con alguien especial, tan especial que lo llevas en tu corazón. Y recuerda que el tiempo no espera por nadie.

Si has tomado la decisión de vivir de lo que realmente te gusta hacer, bienvenido sea y no dejes que nada ni nadie derrote tu sueño. Piensa en lo importante que es lo que has decidido y, por sobre todas las cosas, ten en cuenta que a veces es necesario resignar cuestiones materiales o una vida mucho más sencilla, en pos de una vida distinta: la que tu propio anhelo ha decidido tomar.

Así pues que lo primero que haremos es  reconocer que somos  un ser importante, que mereces lo mejor de la vida, valorarnos, porque  si tú no te valoras ¿Cómo quieres que te valoren los demás? Empecemos  por valorarnos a nosotros  mismos, ya lo he repetido, que el cambio es de adentro hacia fuera. Si alguien te dice que no sirves o que no vales, piensa que se está diciendo ella misma, lo más importante es no aceptarlo, las ofensas son como los regalos, tú decides si los aceptas o no, si lo sueltas y dejas pasar.

Después Agradeceremos  todo aquello que tenemos, recuerdo una cita que un hombre dijo “me preocupaba porque no tenía zapatos, hasta que vi a un hombre sin pies”. Agradece cada amanecer, con el simple hecho de estar leyendo este artículo, ya es ganancia, hoy muchas personas han dejado de existir y hay otras que están en una situación no tan buena como la tuya.

Y lo más importante sería  NO  Esperar la aprobación de los demás, por que lamentablemente  muchas personas depende de las opiniones de los demás, lo primero que hacen es mirar en los demás, se están olvidando de que la opinión de ellos es más importante.

¿Porque hacerle caso a los demás? mejor primero hazte caso a ti mismo, claro tienes que tener un buen aspecto de ti mismo, y si no entonces empieza a tenerlo, trabaja con tu estima. Acéptate tal y como eres, lo que no te gusta de ti, cámbialo, y lo que no, acéptalo.

Descubre que  sois una persona valiosa y que merece una mejor vida. Aprende a amarte  por que amarse  sí mismo es quizás el hecho más importante que garantiza nuestra  FELICIDAD ante este mundo tan complejo  y cada vez más difícil de sobrellevar.

Hay un Precepto chino que dice así:

El dinero, puede comprar una casa, pero no un hogar. Puede comprar una cama, pero no el sueño. Puede comprar un reloj, pero no el tiempo. Puede comprar un libro, pero no el conocimiento. Puede comprar una posición, pero no el respeto. Puede pagar un médico, pero no la salud. Puede comprar la sangre, pero no la vida. Puede comprar el sexo, pero no el amor.

Trabaja como si no necesitaras dinero. Ama como si nunca te hubieran herido y baila como si nadie te estuviera viendo.

www.facebook.com/ElizaCavazosLifeCoaching

Link del Articulo Original

http://www.tribuna.com.mx/hemeroteca.php?c=1&&fecha=2016-08-24

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: